El IVAM reconvierte sus fondos en una gran reflexión sobre lo «Popular» y los sin voz

La muestra, con una banda sonora de 45 canciones y más de 1.500 obras de 300 artistas, podrá visitarse hasta el próximo 14 de abril

Una de las salas de la muestra «Popular» (MIGUEL LORENZO / IVAM).

 

Teniendo en cuanta que, últimamente, al IVAM no hay quien le tosa, resulta difícil decir si esta es la mejor exposición que ha presentado la exposición en los últimos años. De lo que no cabe duda es que es de la más originales y más arriesgadas: convertir los fondos de la institución (y algún préstamo) para plasmar una muestra infinita que obliga a avanzar y retroceder y necesita más de una visita, para reflexionar sobre el tema que le da nombre: Popular. Una simple frase que da para una disertación. La exposición podrá verse hasta el próximo 14 de abril.

Lo popular no es lo famoso. No es la cultura de masas. No es el arte del pueblo. No es el folklore. No son los tópicos ni los souvenirs para turistas. ¿Qué es lo popular? El Institut València d’Art Modern (IVAM) aborda esa compleja pregunta en la nueva exposición que reúne 1.500 obras de artistas como Joan Miró, Juana Francés, Man Ray, Picabia, Duchamp, Lenore Tawney, Joan Miró, Esther Ferrer o Teresa Lanceta.  

«Lo popular anda por entre todo eso, por debajo de todo eso, pero es otra cosa», avanzó el comisario Pedro G. Romero en la presentación de la muestra, junto a la directora general de Patrimonio Cultural, Pilar Tébar; la directora del IVAM, Nuria Enguita;  y Manel Vallés González, director comercial territorial de Banco Sabadell, entidad que colabora en la muestra. «Lo popular es una forma de imaginación, a menudo palabras, imágenes y cosas, que se producen mediante gestos, acciones y fiestas. Lo popular tiene una naturaleza performativa», resumió el comisario.

«Hoy presentamos una lectura a contrapelo de la colección del IVAM, que la recorre con preguntas totalmente nuevas: pueblo, popular, populacho, populismo, la gran cuestión de nuestro tiempo: entre los populismos varios y la cultura de masas, ahí anida nuestro presente», explicó Nuria Enguita sobre el encargo que le hizo en el año 2020 a este artista, comisario, programador, editor y escritor de amplísima trayectoria.  

La muestra parte de una tesis: aquellos grupos que no tienen representación política tienen un exceso de representación simbólica. «Pensemos en los migrantes latinoamericanos, que son sujetos desposeídos de sus derechos, y construyen un imaginario cultural de donde viene el trap, que todo el mundo identifica como lo popular», explicó el comisario.  

Ocurre lo mismo con los afrodescendientes, los árabes o los gitanos en nuestro país, que «representan el imaginario de lo español: Carmen, los toros, el flamenco…», apuntó el comisario. Pero también el proletariado, las mujeres, las personas con discapacidad mental o los grupos LGTBI, el flamenco y el jazz, atraviesan esa imaginación que llamamos ‘popular’. Así, en esta exposición, «están los que apenas hablan y los mudos, los que no tienen voz». 

El proyecto, además, amplía el foco y trabaja sobre otros aspectos, como la música, a través de un recorrido sonoro que los visitantes pueden seguir en sala. El cantaor ilicitano Niño de Elche, en colaboración de Xisco Rojo, ha sido el encargado de poner esta banda sonora a la exposición inspirándose en obras de la colección del IVAM de artistas como Valie Export, Cristina García Rodero o George Grosz.  

El IVAM presenta la exposición 'Popular'. (MIGUEL LORENZO
Algunas de las obras de la «Popular» (MIGUEL LORENZO / IVAM).

Recorrido expositivo 

Popular reúne 1.500 piezas de 300 artistas, desde finales del siglo XIX con la pintura de Pinazo de 1895, hasta nuestros días, incluyendo grabados, audiovisuales, instalaciones, esculturas, pinturas, fotografías, libros y material de documentación de los fondos del IVAM. A ello se suman piezas procedentes de instituciones como el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía (MNCARS), la Colección Michael Jenkins & Javier Romero que alberga el Museo de Arte Contemporáneo de Alicante (MACA), el Archivo Lafuente, la Biblioteca Històrica de la Universitat de València, la Filmoteca Española, así como obras invitadas de doce artistas contemporáneos. 

«La colección del IVAM adquiere en este proyecto una potencia que nos permite comprender las poéticas y las políticas de nuestro presente, construir un relato alejado de lo normativo y de los clichés de las historias del arte y de las historias del mundo», matizó Enguita sobre una muestra que exhibe por primera vez obras de la colección del museo de artistas como Lenore Tawney, Miriam Cahn o Ceija Stojka. «También hay obras que se exponen por primera vez que vienen de la magnífica Colección Michael Jenkins & Javier Romero del MACA, de Guerrilla Girls o Kerry James Marshall», recordó.  

La exposición se inicia mostrando la revolución de las clases trabajadoras a través de carteles de Josep Renau, autores constructivistas como Alexander Rodchenko o la imagen que creó Sorolla para el diario El Pueblo de su amigo Vicente Blasco Ibáñez. «El imaginario de lo popular nacería en España con la invasión napoleónica. A partir de ahí, durante la Guerra Civil se utilizó la retórica del pueblo español por parte de los dos bandos que se erigían como sus representantes», detalló Romero. 

La selección de obras pone especial atención al periodo de las vanguardias de los años veinte y treinta, del que hay una gran presencia de autores en la colección del IVAM, así como el ciclo del arte pop de los años sesenta y setenta con ejemplos como Richard Hamilton, Estampa Popular o la colección de juguetes de José María Gorris que cierran un recorrido que comienza y termina con aquellas piezas que mejor representan el concepto de ‘lo popular’. 

En la sala dedicada a cuestiones de género una obra de Alberto Corazón con imágenes de calendarios, en las que predominan mujeres en biquini, resume la tesis del proyecto. Para Romero, «es el imaginario de una época en la que destaca el cuerpo de la mujer cuya preminencia simbólica ocultaba la desposesión total de cualquier derecho político».  

El recorrido continúa con un retrato de Pedro Almodóvar de Christopher Makos o una pieza de Juan Hidalgo en el espacio consagrado a mostrar la disidencia de género. Otro apartado reúne piezas de DADÁ, Joan Miró, Georges Grosz o Cristina García Rodero y, a continuación, las experiencias de Henri Michaux bajo los efectos de la mescalina o el trabajo de las valencianas María Jesús González y Patricia Gómez en un antiguo hospital psiquiátrico.  

No faltan los imaginarios del mundo árabe en piezas como las de Anna Boghiguian o Marta Sentis; de los afrodescendientes con ejemplos de Kara Walker, Zanele Muholi o Yinka Essi Graves & Miguel Ángel Rosales, entre otros, o del mundo gitano que representan artistas como Helios Gómez o Moholy-Nagy. «En el imaginario afrodescendiente, la esclavitud está en el origen de todas las músicas populares como el rock and roll, el tango, la música latina y hasta el flamenco». 

El retrato de Pedro Almodóvar de Christopher Makos (MIGUEL LORENZO / IVAM).

Recorrido sonoro

 La exposición incluye un recorrido sonoro —que se puede seguir en la sala mediante códigos QR— a través de 45 piezas musicales relacionadas con las obras de arte de la colección del IVAM. El recorrido se divide en tres bloques con quince composiciones originales del cantaor ilicitano Niño de Elche, otra quincena a partir de las partituras ilustradas del arquitecto checo František Zelenka y una serie de piezas seleccionadas por el comisario Pedro G. Romero. 

Con motivo de la muestra el IVAM edita una amplia publicación, diseñada por Filiep Tacq, que reúne los ensayos de la exposición de Pedro G. Romero, junto con una antología de textos escritos de Antonio Machado, Juan de Mairena, María Zambrano o Maruja Mallo.  

Valencia City

El pulso de la ciudad

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.