La «mirada transversal» sobre la mujer de Amparo Carbonell inaugura el nuevo espacio de CLC Arte

El nuevo espacio de la galerista y asesora Carla Alabau nace con el objetivo de acercar el arte a la calle

Interior del nuevo espacio de CLC Arte en Valencia.

La escultora valenciana Amparo Carbonell inaugura con su De mujeres, cuerpos y lugares en la inauguración del nuevo espacio de CLC Arte en la calle de En Sala. La muestra, que abre hoy jueves sus puertas a las 19 horas, reflexiona sobre el cuerpo femenino como «signo cerrado que aglutina y concentra significados», según la artista.

Según la galerista y asesora de arte Carla Alabau, este nuevo espacio «mostrar y divulgar, de una manera amena y sorprendente, todos aquellos elementos relacionados con el mundo del arte y su vinculación con el diseño y la artesanía». La intención es «acercar el arte a la calle y jugar con la interacción del arte con el diseño e interiorismo, trabajando conjuntamente con artistas, diseñadores, arquitectos, artesanos y creativos, en un espacio vivo y cambiante», añadió. 

Como guiño a los museos, considerados como los cubos blancos, la experiencia galerística se inicia desde la calle con un proyecto de escaparatismo que parte de dos cubos vacíos que, con una periodicidad de 3 a 4 meses, se irán transformando y modificando. El contenido de los cubos será una fusión de arte, diseño y artesanía.

La asesora de arte valenciana describe el espacio como «estudio y showroom», pues «es la primera sala donde podrán visualizarse obras de diferentes artistas en un contexto de diseño. Espacios pilotos con obras de arte».

En el Cubo 1 intervendrá CLC Arte junto al estudio de interiorismo Kaleidoscope, el diseño de mobiliario de Annud y Mega Mobiliario e iluminación de Kalamit con piezas de Amparo Carbonell de la serie Microrrelatos. En el Cubo 2 CLC Arte se mezclará con Manuel González Arquitectura, la obra Entre nuestros sentidos y las cosas, de Carbonell con mobiliario de Valoffice con piezas de Vitra y las alfombras de ALLCA.

Una vez se entra en la galería, la sala se abre a exposiciones. En este espacio Alabau tiene previsto organizar, asimismo, actividades vinculadas al mundo creativo y de diseño, como talleres y presentaciones de producto. El espacio cuenta con un taller donde los artistas podrán explicar el proceso creativo de su obra y las técnicas empleadas.

La escultora Amparo Carbonell en su estudio.

De mujeres, cuerpos y lugares

La primera exposición de CLC Arte, De mujeres, cuerpos y lugares, reúne obras de Amparo Carbonell, catedrática de Escultura de la Universidad Politécnica de Valencia y académica de la Real Academia de Bellas Artes de San Carlos de Valencia, donde muestra «reflexiones conceptuales y formales sobre procesos vitales vinculados a la mujer, procesos en los que vida y obra confluyen», ha explicado la escultora y catedrática de la Universidad Politécnica de Valencia.

«Una mirada crítica hacia la opresión y la desigualdad que sufre la mujer, manteniendo tres derivaciones: expresión simbólica de su sexualidad (fértil), manifestación de su anatomía femenina (venus), actitudes simbólicas mágico-religiosas (diosa)», agregó. 

La muestra se desarrolla como «una mirada transversal «que va tornándose «en curvas relacionadas, ondas de expansión en las que el trabajo realizado parte de la experiencia interior respecto al espacio que nos rodea», añadió.

En el espacio de la galería conviven obras realizadas desde los años 80 hasta hoy. «En todo este proceso de recreación del cuerpo, han prevalecido dos formas, con insistencia, en todas las representaciones y en todas las configuraciones: El ombligo y la silueta, el cuerpo y la tierra, el ombligo como centro y su perfil como horizonte, el sentido de lo infinito concretado en la fertilidad, como garantía de lo infinito en la vida, y en la imagen del horizonte, como posibilidad de lo no finito en el paisaje», ha señalado Carbonell.

En la última pieza realizada en 2022, la instalación En el centro de toda lejanía, construida con barro y luz, la artista «trae una duna de ombligos de cerámica como islas de agua, pedazos de mar, horizontes que limitan el mundo, frontera de la idea de planeta. El ombligo en el cuerpo, la luna en el cielo, el centro del universo. La realidad de pertenecer a un lugar y a una cultura.  La conciencia del límite y de la otredad. En el centro de toda lejanía se encuentra esta tierra, quiérela pues…», añadió la artista.

Valencia City

El pulso de la ciudad

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.