La vida iba en Serie… por Rafa Marí

21 de julio de 2020.

Las chicas del cable, primera serie original de Netflix producida en España, ha tenido una buena acogida entre los abonados a la potente plataforma. Para mí ha sido un chasco. La idea de partida es buena …los años 20 y 30 del siglo pasado, con historias en torno a los dirigentes y empleados del edificio de la Telefónica, en la Gran Vía madrileña–, pero las intrigas son tan descabelladas o tópicas que no me interesó nada de lo que vi. 

Añoré la simpática modestia de una película italiana de 1955, Las señoritas del 09 (Le signorini dello 04, de Gianni Franciolini), con un tema similar (vida y amoríos de cinco operadoras de la telefonía italiana) y unas actrices (Giovanna Ralli, Antonella Lualdi, la gran Marisa Merlini…) mucho más convincentes en sus personajes que las jóvenes protagonistas de Las chicas del cable (título muy rebuscado, parece insinuar algo sadomasoquista y no van por ahí los latigazos).

Marisa Merlini

Un aspecto de la serie me ha deprimido en mi condición de veterano cinéfilo: ver a primeras figuras del cine y el teatro español en papelitos secundarios, a veces puramente episódicos. Concha Velasco (80 años), Simón Andreu (79), Tina Sainz (75), Kiti Mánver (67) y Antonio Valero (65). La vejez no es el paraíso soñado, lo sé. Y el oficio de cómicos de la legua es muy duro, también lo sé. Pero ninguno merece pasar apuros profesionales. Y varios de ellos los pasan (salvo Concha Velasco, creo que todos). Por eso aceptan cualquier cosa que les ofrezcan. 

La primera temporada de Las chicas del cable se estrenó mundialmente en abril de 2017. La segunda, en diciembre de ese mismo año. La tercera, en septiembre de 2018. La cuarta, en agosto de 2019. Inmediatamente comenzó el rodaje de la quinta temporada. Pienso pedirle a mi amigo Pepe Catalán (posee más de 12.000 películas) que mire en su colección por si acaso tiene Las señoritas del 09. Y si es así, que me haga una copia. La veré enseguida, para desquitarme. Seguro que será para mí una inyección de vitalidad. No me vendrá nada mal.

DIARIO UN CINÉFILO

«Que la vida iba en serio / uno lo empieza a comprender más tarde”
Jaime Gil de Biedma

DIARIO DE UN CINÉFILO Es una sección dedicada al mundo de las Series de TV, a todos sus aspectos cinéfilos pero también a sus derivaciones sociológicas y relativas a la vida cotidiana de las personas. La construcción de roles, las relaciones familiares, la actualidad, la comedia y el drama, la épica histórica, dragones y mazmorras… Todo cabe en el mundo de las series, y cualquier perspectiva del mundo puede ser vista desde la óptica de un cinéfilo, de un seriófilo inteligente y perspicaz. La sección está personalizada en Rafa Marí, uno de los últimos grandes cinéfilos españoles. La periodicidad es aleatoria, y la longitud de cada entrada, también. Puede ser tanto muy corta: un aforismo, como un extenso miniensayo, o entrevista, o diálogo interior.

Pese a ser un periodista tardío, Rafa Marí (Valencia, 1945) ha tenido tiempo para trabajar en muchos medios de comunicación: Cartelera Turia, Cal Dir, Valencia Semanal, cartelera Qué y Donde, Noticias al día, Papers de la Conselleria de Cultura, Levante-EMV, El Hype… Siempre en las páginas de cultura. En 1984 fichó por Las Provincias, diario donde actualmente es columnista y crítico de arte.

Valencia City
Valencia City

El pulso de la ciudad

1 Comment
  1. Con todos mis respetos, quizá no es el perfil de persona al que va destinada esta serie. El contexto social para las mujeres ha cambiado mucho, pero sigue pareciendo se al que nos muestra. Esto es lo que tenemos que reflexionar.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.