Un 35,6% de las empresas turísticas valencianas se quedan fuera de las ayudas públicas

El 74% de las empresas turisticas valencianas han cancelado sus reservas como consecuencia de las crisis santiaria del Covid-19, aunque un 12% han ofrecido a sus clientes la posibilidad de aplazarlas. Este es uno de los datos puesto de manifiesto por la encuesta que Turisme Comunitat Valenciana ha realizado entre 300 de las empresas y entidades adheridas al programa CreaTurismo. Buena parte de las cancelaciones realizadas están ligadas al turismo musical y son consecuencia directa de la suspensión de todos los festivales como consecuencia de la pandemia.

El sondeo, realizado entre el 17 de abril y el 1 de mayo, también pone de manifiesto que un 62% han puesto en marcha un plan de choque para hacer frete a la crisis. En este sentido, un 65% ha tenido que realizar un reajuste de ingresos y gastos, un 57% ha readaptado sus productos, un 40,7% ha solicitado fondos ICO, un 29,4% ha reajustado sueldos y un 4,7% ha realizado expedientes de regulación de empleo. Sin embargo, un 38% de las empresas turísticas no han tomado ninguna media, bien por que no han sabido cómo hacerlo o por falta de recursos.

En cuanto al impacto económico que la crisis sanitaria ha tenido sobre sus negocios, el 90,8% admite que está siendo alto, frente al 7,2% que lo estima medio y un 2% que lo considera bajo. Esta incidencia es especialmente grave ya que el 41% de las empresas consultadas admite no disponer de fuentes de financiación para afrontar la situación, frente a un 33,3% que cuenta con recursos propios suficientes y un 25,7% que ha recurrido a financiación externa.

En cuanto a la solicitud de ayudas públicas, un 44,6% se ha recurrido a recursos aportados por la Generalitat, un 46,2% a los fondos facilitados por el estado central y un 14,2% a subvenciones municipales. No obstante, un 35,6% no ha podido acceder a las ayudas por no reunir los requisitos o por la falta de información y la complejidad del procedimiento.

Sobre sus previsiones para recuperar la normalidad, el 33,1% considera que podrá hacerlo en cuanto finalicen las medidas de confinamiento de la población. Sin embargo, u 18,5% considera que el regreso a la actividad se demorará un mes desde el levantamiento del confinamiento, y un 26,2% amplían ese plazo a dos o tres meses. La situación más grave la viven un 2,6% empresas que están barajando cerrar definitivamente la actividad.

Valencia City
Valencia City

El pulso de la ciudad

Sin comentarios aún

Deja una respuesta

Your email address will not be published.