Los usuarios RECICLOS de la Comunidad Valenciana ya han colaborado con 13 proyectos sociales y ambientales

Los más de 32.000 usuarios de este Sistema de Devolución y Recompensa (SDR) en la Comunidad Valenciana han donado 629.000 puntos obtenidos al reciclar sus latas y botellas de plástico de bebidas, que han permitido apoyar la labor del Banco de Alimentos o la mejora de espacios naturales, entre otros proyectos.

Cuidar del medioambiente y, a la vez, contribuir a mejorar el entorno más cercano a través del reciclaje es ya una realidad para los más de 32.600 valencianos y valencianas que utilizan RECICLOS, el Sistema de Devolución y Recompensa (SDR) desarrollado por Ecoembes que premia el compromiso ciudadano con el reciclaje a través de incentivos sostenibles y sociales.

Este SDR está ya presente en más de 5.800 contenedores amarillos de la calle de municipios de la Comunidad Valenciana, a los que se les ha incorporado tecnología para que el usuario pueda recibir las recompensas cuando vaya a reciclar, y con 39 máquinas para facilitar el reciclaje fuera del hogar, como en polideportivos, centros comerciales, mercados y edificios municipales o la Ciudad de las Artes y las Ciencias.

Así, gracias a que los usuarios y usuarias de RECICLOS de esos municipios o máquinas han donado 629.000 puntos obtenidos al reciclar sus latas y botellas de plástico de bebidas ya se han apoyado 13 proyectos de carácter social o ambiental, tales como donaciones al Banco de Alimentos, a oenegés locales o la mejora de espacios naturales.

Un usuario hace una foto al código de barras antes de reciclar una botella.
Un usuario hace una foto al código de barras antes de reciclar una botella.

De esta forma, cada vez que los ciudadanos valencianos usan RECICLOS -ya sea a través del contenedor o de las máquinas- para reciclar sus latas y botellas de plástico de bebidas pueden contribuir a ayudar a sus vecinos que más lo necesiten o a su propio municipio, además de fomentar la circularidad de estos envases o, lo que es lo mismo, darles una segunda vida a través del reciclaje. Además, RECICLOS quiere fomentar un consumo responsable y racional de latas y botellas de plástico de bebidas, estableciendo un límite semanal de puntos por los que conseguir las recompensas.

“Nos sentimos enormemente orgullosos de cómo los ciudadanos y ciudadanas valencianos se comprometen con causas sociales y ambientales a través de sus puntos RECICLOS. Ya no se trata únicamente de la acogida que este SDR, es algo que va mucho más allá: el reciclaje se está convirtiendo en una forma de cuidar del medioambiente, pero también de quienes más lo necesitan, y estos más de 32.000 usuarios así nos lo están demostrando”, ha señalado Xavier Balagué, gerente de Ecoembes en la Comunidad Valenciana.

El pasado mes de enero, la provincia de Castellón se convirtió en la primera en apostar por este sistema a nivel provincial. Además, a lo largo de 2022, comenzarán a implantarse en Castellón de la Plana contenedores amarillos inteligentes (los cuales incorporan un aro tecnológico en su boca) para identificar el residuo que se deposita y facilitar el proceso.

La consellera de Transición Ecológica, Mireia Mollà, ha valorado que el sistema “suma nuevos municipios en la estrategia de incentivo para quien lo hace bien y motivación para atraer a quien hasta ahora no lo ha hecho. Un mecanismo que separa los buenos comportamientos de los malos mediante una fórmula de bonificación, ya que está más que demostrado que es un factor que hace impulsar de manera decidida y rápida las cifras de recogida”.
La titular de Transición Ecológica ha destacado la incorporación de Castellón al sistema, el primero a nivel provincial que podrá ser referencia y modelo para otros territorios.

Así funciona RECICLOS

Para hacer uso de RECICLOS, los ciudadanos solo tienen que registrarse en la webapp y escanear el código de barras de la lata o botella de plástico que quieren reciclar antes de tirarla al cubo. Una vez en la calle, cuando acudan al contenedor amarillo con su bolsa de envases, deben depositarla allí y escanear el código QR que hay en el contenedor.

En el caso de las máquinas, los usuarios solo deben depositar todas sus latas y botellas de plástico de bebidas en una máquina de RECICLOS y escanear el QR que mostrará la máquina.

Tanto al hacerlo en los contenedores como en las máquinas, obtendrán puntos, denominados RECICLOS, que podrán cambiar por las distintas recompensas que tengan disponibles. Estos puntos tendrán un límite semanal con el fin de que los ciudadanos no solo reciclen más y mejor sus envases, sino que consuman de forma responsable.

Además, desde 2021, RECICLOS cuenta con contenedores amarillos inteligentes (los cuales incorporan un aro tecnológico en su boca) para identificar el residuo que se deposita y facilitar el proceso. De momento están implantados en el municipio de Sant Boi de Llobregat y, a lo largo de 2022 se implantarán en Castellón de la Plana.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.